martes, 10 de mayo de 2011

Carta abierta al rector Luis Enrique Arango y a la comunidad estudiantil en Gral.



“Hemos guardado un silencio bastante parecido a la estupidez”
Proclama insurreccional bolivariana.




Cuando el viceministro de educación nacional Javier Botero Álvarez se presentó en la Universidad Tecnológica de Pereira a exhibirnos la propuesta de reforma a la Ley 30 de 1992 o Ley de Educación Superior, el pasado 29 de marzo del presente año, se le olvidó decirle a los asistentes a dicho foro que tal reforma, ya se estaba implementando en la Universidad Tecnológica de Pereira y que esta universidad era el ejemplo a mostrar en la ejecución de los ejes, de la llamada reforma para la comunidad académica nacional…

La Universidad Tecnológica de Pereira cuenta actualmente con 108 programas académicos, entre los que se cuentan 55 en pregrado, de los cuales 19 son auto financiados, esto quiere decir que el Gobierno Nacional, no redistribuye en educación los recursos provenientes del recaudo de impuestos en el 35% de los programas de pregrado en la UTP, además los 53 programas de posgrados y de especialización que se ofrecen, son todos autofinanciados, es decir que se financian con los recursos de las matrículas. En la actualidad, solo 33 programas de nuestra universidad,  son financiados por el sector estatal y el resto, por los recursos de los estudiantes, hecho que no se ha dado en ninguna otra universidad “pública” del país.

Los programas privados no cuentan con ningún estudiante de estrato uno, lo que también quiere decir que solo la tercera parte de la Universidad Tecnológica de Pereira cumple con el objetivo de educar a los más pobres para reducir la brecha entre los que más tienen y los que no tienen a través de la educación.

“Donde hay educación no hay distinción de clases…”

No se le ha dicho a la comunidad universitaria en los famosos foros de rendición de cuentas  que se presentan cada año con el mayor número posible de bombos y platillos, que en nuestra universidad todos los programas creados en los últimos 11 años son programas de carácter privado, programas en los cuales se refleja cómo el Gobierno Nacional traslada el costo de la educación de los ciudadanos… ese mismo ciudadano que presenta un detrimento de su salario acumulado en los últimos 5 años de un 8%. En los últimos 10 años el presupuesto nacional se ha triplicado, mientras los recursos para la educación en términos reales se ha perdido en casi un 35%, y somos el país de América Latina donde el presupuesto militar supera al presupuesto destinado a la educación, somos el país que más ha invertido en el  PIB en los últimos 9 años en compra de equipo militar. Colombia cuenta con la deshonrosa marca de ser el país con el mayor gasto por parte de sus habitantes en educación a pesar de que la constitución del 91 le dio el carácter de gratuidad por lo menos para los primeros 9 años de formación.


“Será lindo el día en que la salud y la educación tengan todo el dinero que necesiten y las fuerzas militares tengan que hacer una rifa para comprarse un bombardero…”


Colombia investiga el 1% de lo que investiga America latina…


   América latina investiga el 1% de lo que investiga el mundo…


Con los actuales recursos en educación e investigación, nos demoraremos 650 años para alcanzar el desarrollo de los Estados Unidos, país que aún no ha resuelto las tres necesidades básicas de su población “Salud, educación y empleo”.


Al rector de la tecnológica se le olvidó contarle al ministro, que la deserción académica en la UTP es del 10.35%, lo que significa que cada año 1500 estudiantes abandonan las aulas de clase y que estos estudiantes corresponden a un 75% de los alumnos de más bajos recursos de la ciudad, lo que no ha notado el rector Arango es que la universidad ha aumentado en un 350% el número de estudiantes en los últimos 15 años, pero no ha aumentado el campus universitario y el área construida en la universidad solo ha crecido en un 17% en aulas para cubrir los nuevos estudiantes.


Tampoco contó el ministro y nuestro señor rector en el foro; que ya se le abrió la puerta a la EMPRESA PRIVADA y a las INSTITUCIONES DE EDUCACIÓN SUPERIOR DE CARÁCTER PRIVADO para que inviertan en la tecnológica, si no cómo se explica que se presten los laboratorios de la facultad de ciencias de la salud para la formación de los futuros médicos de la Universidad de las Américas, ¿es esto a lo que el gobierno en la reforma llama extensión?, tal vez pueda explicarnos cómo es que la empresa privada construye laboratorios en la facultad de ingeniería mecánica y que sea aquella la que delimite el uso por parte de los estudiantes de dichos laboratorios, ¿es esto a lo que llamamos empresas de educación mixta?, cómo dice la propuesta de reforma. Pese a que nadie nota esos cambios que la reforma de la ley le plantea a las universidades estatales, la Universidad Tecnológica ya lo vive a diario…




Saludamos y apoyamos todas las actividades que se realicen para recuperar los recursos y el carácter  público de la universidad estatal colombiana y que no sea solo la recuperación de la bandera de la U,  lo único que nos quede de público y no tengamos que vivir otros 100 años de soledad e ignorancia…

                               Dedicado al pueblo estudiantil que lucha…
JM*19
                                                 BRIGADA ACTIVA CARLOS PIZARRO (B.A.C)
U.T.P